A golpes

Si te subes al metro con amigos y no te cae bien la mirada de una persona o su aspecto lo que procede es darle un buen golpe. Si te tropiezas con una chica que lleva la bandera española en la muñeca y eso te molesta mucho, lo mejor es darle patadas para que aprenda a que eso no se debe llevar. Y si una persona mayor se acerca para defender a otro al que empujan o golpean, lo mejor es darle bien hasta que caiga.

Estos actos, que se repiten, nos parecen una barbaridad, y no escuchamos muchas condenas a los mismos. Las juventudes de los partidos políticos ya podían decir unas palabras, las asociaciones feministas, también, y las autoridades de los municipios donde ocurren podían levantar la voz.

El Defensor del Pueblo condena lo hecho a esta joven de Murcia a la que han golpeado brutalmente ante la cobarde contemplación de varios testigos. Y también condena y se avergüenza de la agresión a una persona en Getafe, Madrid, a la que intentó ayudar otra valiente que cayó al suelo y falleció.

El odio consiste en eso: descargar la ira y agresividad sin un ápice de discernimiento. El odio se contagia y se transmite con facilidad. Sólo cabe contra ello la acción de la justicia, que si es rápida será más aleccionadora, y la pedagogía en la escuela.

Pero también son bienvenidas las reacciones de la sociedad que condene, que clame contra la barbarie, y muy especialmente de jóvenes que valoran la vida, la convivencia y, por encima de todo, los derechos humanos. Tantos universitarios, como hay en España, activos cuando creen que les asiste un derecho o sencillamente no les cae bien un orador y lo manifiestan incluso con agresividad, podían alzar sus voces o pancartas en defensa de las víctimas. Sería algo más que un gesto; sería toda una lección.


DOCUMENTACIÓN RELACIONADA

13/09/2016. Actos de odio

7/09/2016. “El discurso del odio se combate con ley y educación”. Intervención de la Defensora del Pueblo, Soledad Becerril, en el  encuentro internacional de instituciones del Ombudsman sobre flujos migratorios, que se está celebrando en Tirana (Albania), 7-8 de septiembre, 2016.

13/05/2016 . Actuación de oficio del Defensor del Pueblo por las agresiones homófobas en Madrid

22/03/2016Declaración tras los atentados terroristas en Bruselas

7/03/2016 Las vejaciones de hinchas holandeses a unas mujeres gitanas son “perseguibles en nuestro ordenamiento jurídico”

 

2 respuestas a “A golpes”

  1. Aroga dice:

    John Carlin escribía un artículo sobre el 2016, ‘Siempre mira el lado brillante de la vida’ http://internacional.elpais.com/internacional/2016/12/25/actualidad/1482683809_556944.html (como recordarás, ‘Always look on the bright side of life’ era la canción de los Monty Python con la que finalizaba su película ‘La vida de Brian’: http://www.youtube.com/watch?v=HFSAffL-nHU). Sí, este año “nos ha sepultado en malas noticias”; sin embargo, estamos en el mejor momento de la historia.

    Cierto que existe gente que no respeta, que agrede, que carece de discernimiento y posible y lamentablemente siempre las habrá. Pero también es cierto que el conjunto, la mayoría de la sociedad es cabal, sana, sensata. Y no es menos cierto que los hechos aislados, cuanto más bárbaros son, más se exhiben, y se concentra en ellos toda la iluminación de los massmedia hasta transmitir la errónea y distorsionada fotografía de una sociedad enferma. Es también labor de todos poner las cosas en su sitio. Valorar y sopesar medidas, leyes que pueden ser renglones torcidos si no se mesuran; es labor de todos fomentar la educación, participar en la vida social, poner la palabra, alzar la ponderada voz si es preciso, alabar cuando corresponde y asumir que el mundo es imperfecto, y nosotros también, mientras miramos el lado brillante de la vida.

  2. José Mª Laveda Escubedo dice:

    Gracias por admitir que podamos dejar un comentario, yo ya tengo unos cuantos años, y ver como se ha deteriorado la sociedad que entre todos hemos fomentado, me hace sentir culpable de como es la realidad social que vivimos, la falta de respeto y amor al prójimo que impera en todos los ámbitos, tanto el social como el político, les ruego me disculpen la parrafada es mi primer comentario y no estoy contento con lo que nos toca vivir.
    GRACIAS.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *